domingo, 17 de octubre de 2010

hormigas en la cama


Por mi tacto arrasado vaga
la marabunta en espiral
de todas las caricias despellejadas
en un pestañear tu huella deja de latir
colibrí arropado por la macabra manta
de hambre de ceguera de cadáveres
es tarde ya para madrugar
y la noche no te perdona
fiel señora abandonada
por un pedazo de carne cruda
con la sonrisa torcida bajo el sol
me siento y el hormigueo es un hecho
al filo de la cama buscando
la compasión de unos pies fríos
inquietos en el calambre
es tarde ya para perdonar
y la madrugada va cerrándose
en la piel y ante las extrañas palmas
de tus manos hoy desierto
la oscura larva teje una mortaja
tu cuerpo de nuevo se tumba
tu sombra sin embargo un día más se levanta
rumor de separar cuaderno y página
recorta los flecos que le sobran
plancha su triste silueta
reza al goteo lento de café y la veloz vía láctea
a golpe de mandíbula arranca
del vacío dulzón media caricia
y legionaria emprende la marcha
hacia el centro de la mina.

8 comentarios:

A. dijo...

Me agradan sobremanera las siguienes frases/versos:

con la sonrisa torcida bajo el sol

rumor de separar cuaderno y página

del vacío dulzón media caricia

hacia el centro de la mina

Las demás también, pero éstas más, por evocadoras de lo sensitivo y por elegantes.

Un placer, como siempre.

francisco javier casado dijo...

gracias por leerme a.: soy inseguro a la hora de publicar mis cosas, y cada vez encuentro menos sentido a estas esculturas en el vacío. por eso, que te dé reacción química alguna de mis metáforas de nada y nadie es importante para mí. gracias de nuevo y saludo bloody sunday

Li-* dijo...

Si no esculpes el vacío ¿por dónde escalo hasta tus entrañas, querido?
-*

francisco javier casado dijo...

siempre queda la música, darLIng: bailemos sin palabras*

marcoantonioraya. dijo...

el día que dejes de encontrarle sentido a tus no-estructuras en el vacío, escupiré cien veces en la cara de tus hijos y los hijos de tus hijos. ni se te ocurra.

que te quedas sin postre.

por cierto, casualmente estoy leyendo sobre laberintos y sus hormigas me comen los ojos. un placer, como siempre.

francisco javier casado dijo...

el laberinto más perfecto, el desierto. o la palma de tu mano. o el desierto en la palma de tu mano...

espute usted sobre la careta de mis no-hijos, señor raya, espute a placer; pero no me deje sin la poesía de los postres. eso sí que no.

abrazote con-sentido.

Cocó Violante dijo...

Son esculturas en el no-vacío, aka mundo virtual. Es un vacío repleto de ojos curiosos/burlones.

Veo que no te sienta bien tu nueva categoría laboral. Te acostumbrarás. Todos nos acostumbramos a lo no-sublime.

francisco javier casado dijo...

cocó:

ya ves que la paradoja de vida y arte es bien jodida: cuanto más encerrado en tu cueva interior, ocultándote de la lluvia que cae ácida de realidad, más luces tienes que inventar para sobrevivir en la sombra (ejemplo: el curso pasado, en la fran-cueva tolosiana: un año muy fructífero).

y ahora, a pleno sol, deslumbrado por el lujo de la comodidad... dónde quedaba la entrada a la cueva? cuáles eran las palabras mágicas para abrirla?

de cualquier manera... es complejo... no sólo tiene que ver con lo laboral; es una crisis de estética vs. ética, de música vs. palabra, prosa vs. verso, versus vs. versus... es complejo (y ni yo lo sé).

habrá que encomendarse al diablo kerouac y su mantra: acepta perderlo todo. e intentar ser dragones de lo incómodo forever. o no. o a ratos...

abrazote de broza mental.